Según la Sociedad Española de Periodoncia, los españoles somos los europeos que menos visitan una clínica dental.

La mayor parte de los pacientes van a consulta cuando el dolor no les permite llevar una vida normal.

¿Qué razones tienes para visitarnos? Elige la tuya:

Prevenir o mejorar tu salud bucodental.

La prevención es el mejor tratamiento para que nuestros dientes estén fuertes y sanos.

¿Cómo anticiparse a posibles problemas en la boca? Realizando visitas periódicas a tu dentista.

Mejorar tu autoestima

Tu sonrisa puede ser tu mejor carta de presentación.

Hay tratamientos dentales como los implantes dentales que pueden ayudarte a recuperar dientes perdidos y mejorar tu autoconfianza.

Aumentar tu calidad de vida

Cuando uno piensa en hablar, besar, comer, cantar, sonreír… todo está relacionado con la boca. Es lo que nos indica si disfrutamos o no de buena calidad de vida.

Tratar lesiones y dejar de tener dolor

Cuando sentimos dolor por infección, sangrado de encías o caries evidentes, es necesario ir al dentista lo antes posible para solucionar el problema e impedir que el dolor nos impida llevar una vida normal.

Fomentar una correcta higiene bucal en tus hijos

La mejor forma de inculcar a los más pequeños unas correctas pautas de higiene es que los mayores demos ejemplo.

Cuanto antes incorporen buenos hábitos de higiene, menores serán los problemas que sufran sus dientes en un futuro. Y lo ideal es que visiten al odontopediatra lo antes posible con revisiones periódicas.